hobbit-portuguese-1962-frontcover-middle

Ilustraciones de El Hobbit en la edición portuguesa de 1962

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Email this to someone

Leyendo El Hobbit en la edición anotada de Minotauro, en la que se muestran ilustraciones de diferentes publicaciones de la novela a lo largo del tiempo, descubro las ilustraciones de la edición portuguesa, de 1962, que se publicó bajo el nombre de O Gnomo. Las ilustraciones, de la mano del artista António Quadros, tienen para mi un gran encanto, el encanto de las ilustraciones de un libro infantil que, a fin de cuentas, es lo que viene a ser. Os pongo las imagenes, para que me deis vuestra opinión. Como curiosidad fijaos en su Gollum; entonces algunas ediciones de El Hobbit la visión de la criatura era la de un ser grande porque Tolkien no especificaba su tamaño, error que corrigió en nuevas ediciones diciendo que era “...una pequeña y viscosa criatura…

Os aviso de que J.R.R. Tolkien decía que eran unas ilustraciones horribles, pero, ¿a quién vais a creer? ¿a ese sudafricano loco o a mi?

Ilustraciones de http://www.tolkien.com.pl/hobbit/collection/hobbit-portuguese-1962-1st.php

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Email this to someone
Comentarios
  1. A mí también me gustan y me parecen muy adecuadas para un libro infantil. Lo que pasa es que mucha gente se olvida del público objetivo del Hobbit porque no es capaz de separarlo del ‘Señor de los Anillos’.

  2. De acuerdo contigo, si tenemos en cuenta que este libro se escribió para lo que se escribió, son ilustraciones que le van estupendamente. No sé porqué Tolkien les tenía tanta manía, había otras ediciones con dibujos muchísimo peores.

  3. Yo creo que es porque rozan la caricatura. Unas de las cosas que uno saca en claro de leer a Tolkien es que era beato, aburrido y con un pobre sentido del humor. En eso es más sudafricano que inglés.

DEJA TU COMENTARIO